Crónica del concierto en Madrid de Michael Schenker Group

Crónica de Antonio Cerezuela y Fotos de Diego L. Perez | Fuente Rafabasa.com

Jueves 30 de Octubre de 2008 – Sala Macumba – Madrid

Por fin después de haber visto al gran músico que es Michael Schenker cinco veces sobre un escenario he podido presenciar un auténtico concierto de MSG, y con mayúsculas. Siempre que había ido a verle sus actuaciones me habían supuesto una desilusión tras otra, y no porque la banda estuviera mal o el concierto fuera aburrido, si no porque los temas de UFO dejaban fuera una y otra vez a clásicos imprescindibles de Michael Schenker. Afortunadamente y gracias sin duda al retorno del cantante original del grupo Gary Barden, el pasado jueves pudimos presenciar en Macumba una fantástica actuación, que, obviando los kilos y la escasez capilar de algunos de los acompañantes del guitarrista, fue traída directamente desde los 80. Esta vez los clásicos de UFO fueron los justos, y por fin después de muchos años el glorioso legado de MSG volvió a cobrar vida encima de un escenario.

Para comenzar e ir calentando a los allí congregados abrieron con un tema de su última obra, «I Want You», que aunque desconcertó un tanto al personal consiguió el propósito del grupo, provocar un tremendo estallido cuando arremetieron con la sensacional «Cry For The Nations». Tras este fulgurante comienzo una lluvia de clásicos rebosantes de clase y maestría se sucedieron uno tras otro, temas más habituales como la tremenda «On And On», la excepcional instrumental «Into The Arena» o los himnos «Armed And Ready» y «Are Your Ready To Rock», sonaron espectaculares al lado de más que gratificantes sorpresas como «Lost Horizon», «Let Sleeping Dogs Lie» o la esperada «Rock My Nights Away», uno de los mejores temas de la extensa carrera del guitarrista alemán que ha pasado numerosos años injustamente relegado al ostracismo, y que para mi fue el punto álgido de una más que sobresaliente velada.

Aunque la última entrega de la alianza Schenker – Barden «In The Midst Of Beauty» no fue la protagonista de la noche, sí estuvo merecidamente representada por «Ride On My Way» y «A Night To Remember», dos temas que aunque no alcanzaron el nivel de aprobación de los clásicos si tuvieron una buena acogida. Por poner un pero creo que faltó la apertura del disco «City Lights», una gran canción que sin duda se echó de menos dentro del repertorio.

La banda estuvo bastante bien, Chris Slade es un batería preciso y enérgico donde los haya, Wayne Finlay está perfectamente compenetrado con Schenker, y el bajista Chris Glen demostró también estar en buena forma a pesar de haber pasado tantos años. En cuanto al dúo protagonista, decir que Barden no cantaba como en los 80 y algunos dirán que hubo mucho «karaoke», pero le echó muchas ganas, supo disimular sus carencias y devolvió a Schenker ese toque de magia que no ha conseguido recrear ninguno de sus sucesores. Schenker por su parte también estuvo sorprendente, no solo a la guitarra que ya se sabe que no falla, también estuvo comunicativo, sonriente y activo en todo momento de la actuación, muy lejos del Schenker frío, apocado, serio y estático que hemos podido presenciar en sus últimas actuaciones.

El sonido también aprobó, limpio, claro y contundente, aunque los intentos del técnico por disimular las carencias de Barden hicieron que la voz se quedara en ocasiones demasiado baja y escondida.

Además de la instrumental «Corvosieur Concert», para el final quedaron la mítica «Attack Of The Mad Axeman» y los temas obligados de UFO, por supuesto «Doctor, Doctor», que fue recibido con un auténtico estallido por parte del público, y una versión alargada del magnífico «Rock Bottom» que aunque nos dejó a todos pidiendo más, también nos dejó un gran sabor de boca y la satisfacción del deber cumplido.

Una hora y media inigualable que se hizo corta, muy corta para tantos temazos como tienen MSG. Señores, para quitarse el sombrero.

Texto: Antonio Cerezuela

Fotos: Diego L. Pérez