Crónica del concierto de Paul Gilbert en Madrid (16/12/10)

Os dejo un extracto de la crónica que han realizado la gente de Metal Symphony del concierto que ofreció el gran Paul Gilbert en Madrid el pasado 16 de diciembre en la Sala Live.

Paul Gilbert Sala Live Madrid

Un concierto en el que repasó toda su discografía, desde los tiempos de Racer X, hasta sus últimos discos instrumentales, haciendo especial hincapié en su último y genial Fuzz Universe. Pasando por Mr. Big,  alguna canción que grabó con Freddie Nelson  y un ramillete de versiones, alguna de ellas sorprendente. Con retraso sobre la hora prevista, y con el público bastante impaciente, hizo acto de presencia con ese modelo Ibanez de aire retro que usa últimamente, se puso los cascos y sin más, atacó Silence Followed By a Defeaning Roar, la canción que abría su anterior álbum en solitario. Muy buen sonido, con una presencia escénica que tira de espaldas, llenando el escenario con un carisma especial, y desparramando técnica en un inicio espectacular, acompañado por unos efectos sumamente llamativos.

Inicio espectacular  que siguió con la espeluznante Fuzz Universe. Con ese demoledor riff que abre una de las mejores y más apabullantes canciones de su discografía. Clavando nota por nota, disparando tappings, ligados y escalas a una velocidad inhumana, pero repletas de melodía. Interactuando con el público en todo momento, sin quitarse la sonrisa de la cara, ofreció uno de los momentos más memorables del concierto. No sería el último.

Secundado por unos muy buenos músicos que le dan el respaldo perfecto y a los que concede grandes dosis de protagonismo en todo momento. Con una sección rítmica realmente brillante, formada por Craig Martini al bajo y Jeff Bowders a la batería. Para tocar con Gilbert no puedes ser un piernas, y estos dos tipos no lo son en absoluto, especialmente Craig Martini, todo un virtuoso con el bajo. Y mención especial para Tony Spinner, siempre en un discreto segundo plano, pero que se reveló cómo un gran guitarrista y un cantante con un timbre muy similar al de Eric Martin. Está claro que Gilbert es cómo un agujero negro que absorbe toda la atención a su alrededor, pero es lo suficientemente inteligente y generoso para apoyarse en ellos.

[ Sigue leyendo en Metal Symphony ]

Texto: Guillermo Diéguez
Fotografía: Daniel Wayne